Acumula 278 años de prisión líder de las Víboras, peligroso secuestrador

278 años de prisión a líder de las Víboras, peligroso secuestrador

72

Prisión perpetua a Liborio Colín, líder de banda de secuestradores que fingían operativos policiales para retener víctimas

Regeneración, 12 de octubre de 2022. En reposición de proceso, un juez federal dictó sentencia condenatoria de 278 años y siete meses de prisión en contra de Liborio Colín Domínguez.

Mismo quien es identificado como líder de la banda los Tlaycas, que operaba en territorio mexiquense, Guerrero y Morelos.

Y es que a decir de los portales locales se trata de un precursor del secuestro en México, ya que operaba en bandas secuestradoras desde 1984.

Prisión

Cabe destacar que colaboró con Modesto Vivas Urzúa, La Víbora, y Andrés Caletri; también famosos secuestradores.

Por otra parte, inicialmente, antes de la reposición del proceso, el sentenciado ya había sido detenido en octubre de 2003.

Así, quedó a disposición del Juez de la causa en el Centro Federal de Readaptación Social Número 1, Altiplano, donde continúa recluido.

Asimismo se indica que la banda de Colín Domínguez utilizaba un domicilio como casa de seguridad en Chalco, estado de México, donde resguardaban a sus víctimas.

Secuestro

Por otra parte, se indica que se le relaciona con un grupo de secuestradores que operaban en el Estado de México y Morelos durante los años de 2001 a 2003.

Y es que a Domínguez se le condenó en primer instancia, a una pena de 293 años de prisión.

Así como al pago de una multa superior a un millón 291 mil pesos.

Esto, tras acreditarse su participación en seis secuestros.

Sin embargo, la propia PGR del aquel tiempo reconoció que el tiempo máximo que una persona puede estar encarcelada es de 60 años.

Y, por lo que hipotéticamente al término de ese plazo podría recuperar su libertad.

Seis

Y es que se le imputan seis secuestros cometidos por los grupos delictivos de “Los Tlaycas” y “Las Víboras” entre los años 2001 y 2003.

Ambas organizaciones criminales operaban en el Distrito Federal y su zona conurbada del Estado de México, y su modus operandi consistía en fingir operativos policiacos para secuestrar a sus víctimas.

Posteriormente, enviaban a los familiares videos donde los secuestrados eran torturados y golpeados, con el fin de exigir a las familias el pago máximo de la cantidad que les exigían como rescate.

Así en total se le acusó de seis cargos de delincuencia organizada, por cuatro cargos de secuestro agravado y por dos cargos más de privación ilegal de la libertad.

Cargos

De esta forma, por una de sus víctimas plagiada en marzo del 2001, se le condenó a 33 años de prisión y por la segunda de sus víctimas privada de su libertad en agosto del 2002 se le impuso una pena de 52 años de cárcel.

Por dos secuestros perpetrados en septiembre del 2002, fue condenado a 73 y 33 años de cárcel, mientras que por un cuarto plagio cometido en marzo del 2003 se le impuso una sanción de 33 años más de prisión.

El último plagio que realizó fue en julio del 2003, y por eso sentenciado a 52 años de cárcel adicionales.

Esto es, sumando un total de 279 años tras las rejas, los cuales se cumplirían en el 2061.

Y ya luego al parecer logró que se le repusiera el proceso y entonces le dictan esta otra sentencia de prisión que es seis meses más corta.

Enlace a la fuente